Estamos conscientes que cuando llega la temporada de calor lo que más te preocupa es que tu consumo de energía eléctrica se elevará y por lo mismo tu recibo de la CFE llegará más alto que en los meses pasados. Te comienzas a preguntar si es necesario encender el aire acondicionado o si puedes aguantar un rato más el calor por el simple hecho de cuidar la luz, pero eso no es todo, lo peor que piensas en ese momento es que existe más riesgo de que caigas en la temida tarifa DAC y ahora sí, vas a pagar muchísimo más en tu recibo de luz.

Pero, ¿sabes qué es la tarifa DAC?

En México, la CFE tiene 7 tarifas domésticas subsidiadas (cuentan con el apoyo del gobierno) que se otorgan según la temperatura de la zona en que vives. Estas tarifas se dividen en categorías, entre más alto es tu consumo, menor es el subsidio del gobierno en tu recibo de luz y vas a pagar más por cada kw/h que utilices.

En el caso de Mérida, la tarifa que se utiliza es la 1D. La tarifa de consumo básico es de hasta un uso máximo 175 kw/h y te cobran $0.69 por cada uno, la categoría de consumo intermedio es de un uso máximo de 600 kw/h y te cobran hasta $1.05 por cada uno y la categoría de consumo excedente es a partir de 601 kw/h y te cobran $2.80 por cada uno.

En cambio, existe una tarifa, la más temida por todos, llamada tarifa DAC o Tarifa Doméstica de Alto Consumo que no tiene subsidio por parte del gobierno y es la tarifa de luz más cara en la CFE. Está tarifa perjudica a los usuarios de uso doméstico que han rebasado el límite de consumo mensual.

Para determinar a qué categoría perteneces, la CFE calcula tu consumo de los últimos 6 recibos, en el caso de Mérida cuando el promedio de los últimos 6 bimestres rebasa los 2,000 kw/h caes en la tarifa DAC.

Esta tarifa puede ser hasta un 350% más costosa y es 100% legal por lo que es muy difícil salir de ella.

Si ya caíste en la tarifa DAC o crees que estás a unos KW/h de hacerlo, ¡No te preocupes! Aquí te explicaremos 2 maneras en las que puedes reducir o eliminar el excesivo pago de tu recibo de la CFE.

La primera es reduciendo tu consumo eléctrico en el hogar, que aunque suene repetitivo, apagar y desconectar tus aparatos electrodomésticos cuando no los estés usando, apagar las luces cuando salgas de casa, reemplazar los focos por lámparas de bajo consumo como las fluorescentes o las luces LED, asegurarse de usar refrigeradores y lavadoras de alta eficiencia energética y comprar aparatos con sistema de ahorro de energía es una manera efectiva de lograrlo.

Y la segunda y más recomendable es aprovechar la energía renovable del Sol. A través de la instalación de paneles solares puedes reducir o eliminar por completo el pago a la CFE, ya que el sistema fotovoltaico produce su propia energía y lo mejor de todo es que si los paneles producen mayor energía de la que consumiste el excedente se abona a tu próximo recibo, o por el contrario, si lo que consumiste es mayor a la energía que se generó a través de los paneles, se hace uso de la energía de la CFE y se cobra solo el excedente.

Si necesitas más información o quieres dejar de pagarle a la CFE nuestros paneles solares #PerfectHomeMx acaban hasta con el recibo de luz más alto.

Llámanos al (999) 913-8980 (Suc. City Center) o al (999) 481-8881 (Suc. Caucel) y uno de nuestros asesores certificados te dará toda la información sobre nuestros Sistemas Fotovoltaicos.